Instrucciones para ejercitadores volumétricos

Un Ejercitador Volumétrico, o espirómetro, es un aparato de recuperación postoperatoria usado más comúnmente después de cirugía abdominal y torácica mayor para restaurar y fortalecer el funcionamiento pulmonar. El aparato entrena los pulmones para aumentar el volumen inspiratorio a través de una serie de sesiones de respiración profunda. El usuario mejora gradualmente la aptitud respiratoria inhalando con fuerza a través de un tubo de respiración unido a un dispositivo de plástico transparente que mide el volumen de cada inspiración. Cada respiración profunda ayuda a alcanzar y expandir los pequeños sacos de aire en los pulmones.

Conecte el extremo abierto del tubo de respiración al dispositivo transparente de plástico y coloque el aparato en posición vertical.

Deslice el puntero del dispositivo hasta el nivel prescrito de mililitro según las indicaciones de su médico.

Exhale normalmente y con firmeza rodee los labios alrededor del tubo respiratorio.

Inhale lentamente y profundamente hasta que el pistón en el dispositivo alcance el nivel de mL prescrito. Si no es posible alcanzar el nivel prescrito, inhale todo lo que pueda.

Después de la inhalación total, retire la boquilla y mantenga la respiración durante el tiempo prescrito.

Exhale normalmente y permita que el pistón regrese a la base del dispositivo.

Repita el proceso de inhalación-mantenimiento-exhalación según las indicaciones de su médico.

Lleve un registro de su progreso anotando su inspiración máxima cada día.